Yo pienso en ti, tú vives en mi mente

sola, fija y sin tregua a toda hora

aunque talvez el rostro indiferente no

deje reflejar sobre mi mente

la llama que en silencio me devora.

En mi lóbrega y yerta fantasía

brilla tu imagen apacible y pura

como el rayo de luz que el sol envía

a través de una bóveda sombría

Callado inerte y sin estupor profundo

mi corazón se embarga y se enajena

y allá en su centro vibra moribundo

cuando en vano el estrépito del mundo

la melodía de su nombre suena...

Sin lucha...sin afán y sin lamento

sin agitarme, en ciego frenesí...

sin proferir un leve acento

las largas horas de la noche cuento

Y PIENSO EN TI.....

Mostrate
Yo pienso en ti

Fabiana quiso compartir su poesía con nosotros

Vos también podés enviarnos la tuya!!

Yo pienso en ti

Yo pienso en ti, tú vives en mi mente,
sola, fija, sin tregua, a toda hora,
aunque tal vez el rostro indiferente
no deje reflejar sobre mi frente
la llama que en silencio me devora.

En mi lóbrega y yerta fantasía
brilla tu imagen apacible y pura,
como el rayo de la luz que el sol envía
a través de una bóveda sombría
al roto mármol de una sepultura.

Callado, inerte, en estupor profundo,
mi corazón se embarga y se enajena,
y allá en su centro vibra moribundo
cuando entre el vano estrépito del mundo
la melodía de su nombre suena.

Sin lucha, sin afán y sin lamento,
sin agitarme, en ciego frenesí,
sin proferir un sólo, un leve acento,
las largas horas de la noche cuento
y pienso en ti!

LO QUE LE AGREGO FABIANA

Si a veces silenciosa y pensativa
a tu lado me ves, querido mío,
es porque hallo en tus ojos la armonía
de un lenguaje tan dulce y expresivo.

Y eres tan mío entonces, que me privo
hasta de oír tu voz, porque creería
que rompiendo el silencio desunía
mi ser del tuyo, cuando en tu alma vivo.

¡Y estás tan bello, mi placer es tanto,
es tan completo cuando así te miro,
siento en mi corazón tan dulce en tanto,
que me parece, a veces,, que en ti admiro
una visión celeste, un sueño santo
que va a desvanecerse si respiro!

Fabiana Sotelo (Ubicate nena, que solo le agregaste 14 lineas al poema original, y eso se llama plagio)